Poner la mesa diaria no tiene grandes secretos, pero en los días especiales no siempre es fácil saber cómo preparar una mesa de fiesta tal y como se requiere. ¡Sigue nuestros consejos e impresiona a tus amigos!

img1

Paso 1: mantelería

Antes de colocar la vajilla, hay que elegir un mantel adecuado o un camino de mesa. El mantel (bien planchado) deberá sobresalir de la mesa con una caída de unos treinta centímetros. Si puedes, utiliza unas servilletas que vayan a juego con el mantel. Una vez planchadas, puedes colocar las servilletas a tu antojo: en el vaso, en el plato o sobre la mesa. Si además quieres añadir un toque de fantasía, descubre nuestras Manualidades en vídeo para aprender a doblar servilletas como un abeto, una flor de Pascua o en forma de sobre.

img2

Fase 2: vajilla y cubiertos

En cuanto a la vajilla, los platos se colocan a 1 cm del borde de la mesa y nunca se deben superponer más de tres. En un banquete tradicional, sería: un plato llano, un plato hondo y un plato más pequeño para el entrante. Los cubiertos se colocan a 2 cm del borde de la mesa, a ambos lados del plato y por orden de uso.
¿Quieres sentar a cada invitado en un sitio determinado? Descubre nuestro vídeo de Manualidades para elaborar carteles de nombres sencillos y elegantes.

¿Sabías que…? Si en un gran banquete no consigues aclararte con tanto cubierto alrededor del plato, recuerda que deberás empezar de fuera hacia dentro: los cubiertos que primero se utilizan son los que están más alejados del plato. ¡Así de sencillo!

img3

Fase 3: vasos

Conviene colocar como mínimo dos vasos o copas: para el agua y para el vino. Hasta hace unos años, el agua siempre se servía en copa para que quedara más bonito, pero también puedes utilizar vasos de agua sin pie para darle un toque de modernidad a la mesa.

img4

Fase 4 : decoración

La decoración es el detalle que lo cambia todo. Si quieres crear un ambiente cálido, apuesta por las velas, los candeleros y las guirnaldas pequeñitas. En el plato de cada comensal, también puedes colocar una vela, una golosina o, mejor aún, unos Christmas crackers. Si te gustan las mesas más decoradas, puedes colocar unas ramitas de abeto, bombones de chocolate, nieve artificial, purpurina dorada en forma de estrella, etc. Si quieres darle un toque de creatividad, coloca objetos decorativos: campanitas, bolas de Navidad, estatuillas… ¡Atrévete a ser original!

img5

img6

img7

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...